Las 36 preguntas para ¿enamorarte? de un desconocido

Allá por los años 90, el científico Arthur Aron elaboró un cuestionario de 36 preguntas. ¿Su objetivo? Que dos científicos que no se conocieran de nada consiguieran una buena relación (rápidamente) para poder trabajar en un laboratorio. En unos 45 minutos, dos personas podrían tener la intimidad suficiente como para poder trabajar codo con codo con éxito. En uno de los estudios, una pareja de desconocidos no sólo se enamoró después de hacerse el cuestionario sino que, poco después, acabaron casándose…

Las 36 preguntas para enamorarse de alguien

Este cuestionario tomó una relevancia espectacular a raíz de un artículo publicado en enero de 2015 en el New York Times. En él, Mandy Len Catron cuenta su propia experiencia personal, en la que después de realizar este cuestionario con un conocido de la Universidad acabó enamorándose de él (y él de ella). El “truco” está en ir haciéndose estas preguntas el uno al y otro e ir contestando de forma alterna (los dos deben contestar todas las preguntas). Al final, habrá que mirar a los ojos a la otra persona durante unos 4 minutos.

No sé si tiene una base científica sólida como para poder encontrar el amor, pero lo cierto es que estas preguntas seguro que ayudan a crear un clima de intimidad con cualquiera que las conteste. Allá van.

36 preguntas Arthur Aron para enamorarse de alguien

1) Si pudieras elegir a cualquier persona del mundo ¿a quién invitarías a cenar?

2) ¿Te gustaría ser famoso? ¿Cómo?

3) Antes de llamar por teléfono ¿ensayas lo que vas a decir? ¿Por qué?

4) ¿Cómo sería un día perfecto para ti?

5) ¿Cuándo fue la última vez que cantaste a solas? ¿Y para otra persona?

6) Si pudieras vivir hasta los 90 años y tener o la mente o el cuerpo de alguien de 30 durante los últimos 60 años de tu vida ¿cuál de las 2 opciones preferirías?

7) ¿Tienes una corazonada sobre cómo va a ser tu muerte?

8) Di 3 cosas que creas tener en común con la otra persona.

9) ¿De qué aspecto de tu vida te sientes más agradecido?

10) Si pudieras cambiar algo de cómo te educaron ¿qué sería?

11) Tómate 4 minutos para contar a la otra persona la historia de tu vida con todos los detalles posibles.

12) Si mañana te pudieras levantar teniendo una habilidad o cualidad nueva ¿cuál elegirías?

13) Si una bola de cristal te pudiera decir la verdad sobre ti, tu vida, el futuro o cualquier cosa ¿qué preguntarías?

14) ¿Hay algo que desees hacer desde hace mucho tiempo? ¿Por qué no lo has hecho aún?

15) ¿Cuál es el mayor éxito que has conseguido en tu vida?

16) ¿Qué es lo que más valoras en un amigo?

17) ¿Cuál es tu recuerdo más valioso?

18) ¿Y el más doloroso?

19) Si supieras que en un año vas a morir de manera repentina ¿cambiarías algo en tu forma de vivir? ¿Por qué?

20) ¿Qué significa la amistad para ti?

21) ¿Qué importancia le das al amor y al afecto en tu vida?

22) Compartid de forma alterna 5 características que consideréis positivas de la otra persona.

23) ¿Tu familia es cercana y cariñosa? ¿Crees que tu infancia fue más feliz que la del resto?

24) ¿Cómo te sientes respecto a la relación que tienes con tu madre?

25) Di 3 frases usando “nosotros”. Por ejemplo: “nosotros estamos en esta habitación sintiendo…”.

26) Completa la frase: “Ojalá tuviera alguien con quien compartir…”.

27) Si te fueras a convertir en un amigo íntimo de la otra persona, comparte con ella algo que sería importante que conociera de ti.

28) Dile a la otra persona qué es lo que más te ha gustado de ella. Sé muy sincero y dile cosas que no dirías a alguien que acabas de conocer.

29) Comparte con la otra persona un momento embarazoso de tu vida.

30) ¿Cuándo fue la última vez que lloraste delante de alguien? ¿Y a solas?

31) Cuéntale a la otra persona algo que ya te guste de ella.

32) ¿Hay algo que te parezca demasiado serio como para hacer bromas?

33) Si fueras a morir esta noche sin poder hablar con nadie ¿qué lamentarías no haber dicho a alguien? ¿Por qué no se lo has dicho hasta ahora?

34) Imagina que tu casa se incendia con todas tus posesiones dentro. Después de salvar a tus seres queridos y a tus mascotas, tienes tiempo para hacer una última incursión y salvar un único objeto. ¿Cuál salvarías? ¿Por qué?

35) De todas las personas que forman tu familia ¿qué muerte te dolería más? ¿Por qué?

36) Confiesa un problema personal y pídele a la otra persona que te cuente cómo habría actuado para solucionarlo. Pregúntale también cómo cree que te sientes respecto al problema que le has contado.

En definitiva…

¿Casualidad o causalidad? ¿Crees que el amor se puede interpretar científicamente hasta el punto de poder sentar unas bases lógicas? ¡Te leo en los comentarios!

Comparte:
Chema de Aquino

Chema de Aquino

¿Quién soy? Un periodista sevillano al que le encanta escribir. Soy coautor de dos libros de relatos sobre el Betis y autor de "Maldito Destino". La frase que más me motiva es "si fuese fácil lo haría cualquiera". Trabajo en MarketingPublicidad.es como SEO/SEM Manager. Con esto te haces una idea ¿no? :)

4 comentarios

  1. Por lo que pude leer en estas 36 preguntas, ya en sí mismas involucran un acercamiento entre los individuos o personas que quieran compartir toda esa información personal; responderlas con sinceridad implica vulnerabilidad, abrirse a esa otra persona, lo cual aunque pueda parecer extraño se hace en ocasiones más fácil expresarlas a un extraño; eso, desde mi punto de vista permite el acercamiento pero no obligatoriamente el enamoramiento, las respuestas de cada quien y su capacidad para sentir empatía y tener la capacidad del escucha, como decimos en mi comunidad, varía de una persona a otra, estas preguntas pueden crear afinidad, acercamiento, pero también puede poner en evidencia diferencias importantes entre una y otra persona; el amor desde mi sentido más romántico y que forma parte de mi ADN, no se encuentra codificado por grupo de preguntas que aunque inteligentemente llevadas no garantizan que “nazca el amor”. muy interesante. saludos a todos!

    1. Hola Karina, gracias por escribir. Lo cierto es que yo también tengo una opinión como la tuya. Creo que es lo más acertado aunque, ¿quién sabe? igual en un futuro se puede “medir” de forma científica… 🙂

      ¡Un abrazo!

  2. Creo que no son las preguntas como tal, es la forma de responder, determinados gestos o palabras que te pueden hacer sentir que algo hay diferente en esa persona al resto de los mortales.
    ya lo sé soy muy soñadora… pero creo que en cuestiones de amor, lo más extraño e inverosímil se hace cotidiano.

    1. De ser verdad, puede que sea así, Nohora. Muchas gracias por pasarte y comentar 😉

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.