El gol de Marcelino fue gracias a Chus Pereda, no a Amancio

El fútbol es dueño de misterios y controversias. A pesar de las miles de cámaras que hoy en día rodean un terreno de juego, aún hay fallos con goles fantasmas, faltas que no son o pisotones olvidados; sin embargo, lo que hoy contamos es un error histórico que se corrigió hace muy pocos años.

La Eurocopa de 1964

En 1964 España ganó la primera Eurocopa de su historia, venciendo en la final a la URSS en el Santiago Bernabéu.

España se adelantó en el marcador gracias al gol de Chus Pereda en los primeros minutos, siendo contrarrestado rápidamente por el gol de Khusainov. Más tarde, Marcelino remató un centro bajo en los últimos minutos de la segunda parte al fondo de las redes, poniendo así el 2-1 definitivo y dando el título a nuestra selección.

¡Pero el pase no de fue de Amancio!

Hasta ahí todo quedaba claro, pero el fallo lo tenemos en ese último centro. Desde siempre, en el noticiario de la época y en los vídeos posteriores aparecía Amancio centrando ese balón que remataba Marcelino sin embargo, años más tarde se supo la verdad.

Ese balón lo centró el autor del primer gol, Chus Pereda, pero la ausencia de una grabación del centro real hizo que el montador de aquella época tuviera que sustituir el centro por uno anterior y en la misma zona de Amancio. Tras muchos años, la verdad quedó oculta para la mayoría, hasta que una grabación distinta a la distribuida restituyó el honor a Pereda.

Sus propios protagonistas te lo cuentan:

¿Tienes Telegram?

Sorteos y nuevos contenidos te esperan en nuestro canal.
IR A TELEGRAM
Telegram
Chema de Aquino

Chema de Aquino

¿Quién soy? Nací en Sevilla en 1988, soy del Betis (manquepierda) y me encanta escribir. Soy autor de "Maldito Destino", la frase que más me motiva es "si fuese fácil lo haría cualquiera" y actualmente trabajo en marketingpublicidad.es como SEO/SEM Manager. Con esto te haces una idea ¿no? :)

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.