El nudo gordiano de Alejandro Magno

Alejandro Magno fue muy poderoso pero, según nos ha llegado hasta nuestros días, sobre todo era una persona sumamente inteligente. Ya hemos hablado aquí de la forma en la que luchó en el sitio de Tiro, una batalla llena de ideas, pero hoy comentaremos una de sus leyendas más contadas, la del nudo gordiano.

Todo empieza en Frigia, una población que actualmente estaría situada en Turquía. Allí se necesitaba un nuevo rey, por lo que sus habitantes decidieron hacer algo muy habitual en la época, consultar un oráculo. El oráculo les vaticinó que su rey llegaría tirando de un carro y con un cuervo posado sobre él. Efectivamente, al poco tiempo llegó a la ciudad un hombre con tal descripción y que no era más que un labrador con una carreta y sus bueyes como máximas pertenencias. El pueblo hizo caso al oráculo y el hombre, que se llamaba Gordias, fue elegido rey.

El nuevo rey fundó la ciudad de Gordión y allí, en un templo dedicado a Zeus, dejó su carro atado con un nudo que tenía todos sus cabos escondidos, siendo imposible de desatar. El paso del tiempo hizo que la leyenda naciera, prediciendo que aquel que fuera capaz de desatar ese nudo imposible conquistaría Asia por completo.

Alejandro Magno, en su camino para conquistar Persia, pasó por la ciudad de Gordión. Allí escuchó la leyenda y decidió enfrentarse a ella para dar un golpe de efecto a su propia leyenda. Tras estar un rato mirando el nudo, Alejandro sacó su espada y cortó el nudo con ella. Al hacerlo, dijo en voz alta “tanto monta desatarlo como cortarlo“. Se dice que esa noche el cielo se llenó de rayos que todos atribuyeron al beneplácito de Zeus por aquella solución.

El nudo gordiano de Alejandro Magno

A raíz de esta leyenda, el rey Fernando II de Aragón utilizó en su escudo el lema “Tanto monta” junto a un yugo y un nudo desatado.

Tanto Monta | Fernando

A pesar de todo, incluso alguien tan grande como Alejandro Magno admiraba a otras personas y es que, en una ocasión, llegó a afirmar “Si no fuera Alejandro querría ser Diógenes“. Si quieres saber por qué dijo eso lo puedes leer en Diógenes el Cínico.

*Imagen Alejandro Magno: «Alexander cuts the Gordian Knot» por Jean-Simon Berthélemy1. Disponible bajo la licencia Public domain vía Wikimedia Commons.
*Imagen escudo: «Escudo de los reyes Católicos 2» por MiguillenTrabajo propio. Disponible bajo la licencia CC BY-SA 3.0 vía Wikimedia Commons.
Comparte:
Chema de Aquino

Chema de Aquino

¿Quién soy? Un periodista sevillano al que le encanta escribir. Soy coautor de dos libros de relatos sobre el Betis y autor de "Maldito Destino". La frase que más me motiva es "si fuese fácil lo haría cualquiera". Trabajo en MarketingPublicidad.es como SEO/SEM Manager. Con esto te haces una idea ¿no? :)

17 comentarios

  1. Interesante e ilustrativo su sitio.
    Felicitaciones

    1. Muchas gracias Elisa, esas palabras me animan a seguir 🙂

  2. Esta mu ben

    1. Gracias Ariana 😉

  3. Buen trabajo,, una pregunta es cierto que alejandro era bisexual.

  4. Encontré lo que buscaba gracias. Continúe publicando.

  5. Estaría muy bien que un nuevo Alejandro cortara el nudo gordiano de los tiempos modernos.

  6. Notable, gracias en verdad y más que interesante tu sitio, saludos desde Chile.

    1. Gracias a ti por pasarte y comentar 😀

  7. Me ha gustado mucho la historia. Es muy interesante. Además coincide con la reapertura del salón Tanto Monta de la catedral de Huesca. Tiene un alfarge del siglo XV con el famoso lema de Fernando II de Aragón, el Católico. Es una maravilla

    1. ¡Gracias por comentar y aportar, María José! 🙂

  8. Me gusta tu frase estimulante. La adoptaré. Gracias. María Rosa de Buenos Aire

    1. Seguro que te anima más de un día. ¡Gracias por comentar! =)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.